Pasos cortos: crea una sucursal

¿Sucursal o franquicia?

Si tu negocio está creciendo tal vez ha llegado el momento de que pienses como expandirlo. Una de las opciones más atractivas es volver tu PyMe una franquicia.

Con una franquicia las personas te pagaran por usar tu nombre e imagen, además de tu modelo de negocios para hacer dinero para ellos mismos. Para que un negocio se pueda volver una franquicia necesitas haber logrado cierto crecimiento y reputación, si no, nadie va a querer pagarte por un negocio que no es popular.

Revisando de manera más local y experimentando en mi nano empresa, existe un paso más corto pero igual de válido

¡Crea una sucursal!

Crear una sucursal, es el inicio para una franquicia.  Al crear una sucursal puedes expandir tu negocio sin la necesidad de que alguien más la compre y puedes comenzar a entender lo que significa «ceder el control»

Las cosas se deben hacer con y a pesar de ti.

Básicamente significa que al tener una sucursal muchas de las cosas sobre las que solías tener control van a pasar al control de alguien más, van a haber responsabilidades que debas delegar y eso debería ser bueno.

Entiendo que muchas veces hacerlo puede ser difícil, que te gustaría poder ver todo y estar en todos lados para asegurarte que las cosas marchen bien, pero al final del día las cosas deberían marchar bien si asumimos que tus procesos están bien definidos. Es decir, tu negocio no tendría porqué irse a la quiebra sólo porque tú no estás presente.

¿Cómo sé si mi negocio puede abrir una sucursal?

Pues para empezar, y retomando lo anterior, debes saber si tu negocio realmente puede funcionar sin ti. ¿Las personas necesitan hacer negocios contigo de manera personal? Si la respuesta es no entonces puedes pensar en replicar tu negocio.

¿Qué debo tomar en cuenta?

  • Primero debes tomar en cuenta las fortalezas de tu negocio que deben ser replicadas y las debilidades que deberían ser corregidas.
  • Considera también el lugar en el que se ubicará tu sucursal, entre más lejos geográficamente mejor.
  • Planea cómo estarán los proyectos, o el producto, la distribución, la calidad y los elementos del negocio en general.
  • Si tu negocio depende de distribuidores o colaboradores locales que no puedas llevar contigo, deberás considerar cómo contrarrestar su ausencia o encontrar un lugar con distribuidores y colaboradores similares.

Nosotros mismos estamos en este proceso y con gusto les iré compartiendo el proceso por si les puede ayudar a ustedes.

¿Están pensando en abrir una sucursal? Compártenos tu experiencia.